domingo, 28 de septiembre de 2008

Prueba Superada

El día de hoy, 28 de septiembre de 2008, se escribirá en mayúscula en los anales de la historia.

Por fin Rosi, tal y como os anunciamos en artículos precedentes, ha llevado a término su gran desafio: correr un kilómetro sin pararse.

La prueba se ha desarrollado con una climatología adversa, ya que la lluvia nos ha acompañado durante todo el día, pero hoy no estábamos dispuestos a que unas simples gotas deslucieran la épica del momento.

A la carrera no faltaron los más fieles, que durante todo el recorrido se hicieron notar y supieron apoyar a Rosi en los momentos de debilidad que supo sobrepasar haciendo uso de una fortaleza mental sin límites. Había público de todas las edades, incluso bebés que tardarán mucho en ser conscientes de la importancia del momento que han presenciado.

Según palabras de la atleta, "Entre los 400 y 500 metros se me puso un muro delante que pensaba que iba a poder conmigo, pero gracias a mi entrenamiento diario y a las liebres que me supieron marcar el ritmo adecuado conseguí superarlo".

La carrera se desarrolló a un ritmo no muy exigente lo que facilitó que el público disfrutara de la prueba con tranquilidad hasta el momento del sprint final que se vivió con intensidad desde la grada.

Tras la tremenda victoria la gente saltó a la calle y hubo multitudinarias concentraciones en la barriada toledana de Santa Teresa, donde se desbordó la alegría y la fiesta se alargó hasta altas horas de la madrugada.

Agradecimientos a:

- Los abuelos.
- Lourdes y Javi.
- Liebres: Emilio y Lourdes.
- Claudia, Miguel, Mari, Eva, Marta (la intención es lo que cuenta), María y Víctor.

La próxima vez me apuesto una maratón.

1 comentario:

Gulus dijo...

Eh! Que yo animé por teléfono eh??